Celebrar la despedida de soltera de manera tranquila, una idea perfecta

La despedida de soltera suele ser la última noche de soltería. Aquella noche en la que los recuerdos de una vida se nos pasan una y otra vez por la cabeza y nos hace comprender que ahora sí que sí, la vida va a cambiar para siempre. Y visto de esta manera, muchas parejas deciden celebrar su despedida con amigos o familiares, por todo lo alto, como si se fuese a acabar el mundo al día siguiente… ¿realmente es necesario tanto? Hoy te proponemos motivos para pensar en que es mucho mejor celebra una despedida de soltera mucho más tranquila y con planes más ligeros.

El primer consejo y que muchas parejas siguen es que es mucho mejor celebrar la despedida de soltera la semana anterior a la boda. Dejarla para la noche anterior a la ceremonia es una locura… ¡no es recomendable! Principalmente, porque si la noche se alarga, bebes demasiado… llegarás hecho un cuadro al altar, y eso hay que evitarlo a toda costa. Por eso, celebrar la despedida el fin de semana anterior es una idea de obligado cumplimiento. Pero igualmente una noche demasiado larga o con mucha fiesta puede acabar pasando factura incluso a la semana siguiente, y hay que tener especial cuidado cuando ya estamos casi en víspera de casarnos.

Un plan relajado no está de más

Despedida de soltera tranquila

Hablar de una despedida de soltero puede ser sinónimo de una fiesta loca, con strippers, en discotecas hasta altas horas de la madrugada, sin tener contacto alguno con tu pareja… no tiene que ser así necesariamente. Porque no a todo el mundo le gusta salir tanto de fiesta, y mucho menos pasar su última noche de soltero o soltera sin saber nada de su pareja, con la que va a pasar el resto de su vida. Los planes como pasar una noche de cena y “tranquileo” entre amigos comunes y con la pareja es un plan que nunca falla. Repasar entre risas y de manera distendida los mejores momentos de la relación, hablar con otras parejas acerca de su futuro matrimonio… ¡puede ser genial! Y desde luego, te asegura que al día siguiente estarás mucho más descansada y despejada.

Una despedida de soltera en pareja también está genial

No todas las parejas quieren pasar su última noche de soltería sin saber nada el uno del otro… ¡no tiene que ser así! Porque pasar la despedida de soltera en pareja también puede ser perfecto y especial para realizar algún plan que ya una vez casados sea más complicado. Una última locura juntos, una noche para recordar con cariño… las posibilidades son infinitas. La cuestión es pasar esta noche de manera especial, en compañía de tu pareja o no, pero que ambos estéis bien.

¡Recibe gratis en tu email las nuevas publicaciones de nuestra web!